viernes, 28 de diciembre de 2007

Sentimentalismos

Esto de las relaciones es complicado. No estoy diciendo ninguna novedad. Pero la vez pasada un amigo me contaba su descubrimiento del libro El amor en los tiempos del cólera: "Fue por una niña que me gustaba. Iba a salir con ella y en hi5 leí que ése era su libro favorito. Así que primero leí un resumen, y después lo leí completo". Mi mente viajó y me puse a pensar en todo lo que hacen los hombres por la atención de las mujeres. Luego recordé a una amiga que es muy detallista, y en una ocasión le hizo un "botiquín" a un tipo que le gustaba para sanar no me acuerdo qué malestares. Por supuesto que él no lo supo, pero ella pasó por muchas vicisitudes para entregarle el botiquín.

Entonces me pareció injusto pensar que sólo uno de los dos géneros se esfuerza por atraer la atención del otro, por demostrar que el/la otro(a) es importante, y que uno(a) mismo(a) se merece una oportunidad.

En El amor en los tiempos del cólera Florentino Ariza espera la oportunidad de su vida. Espera primero un año, luego cinco, luego 51.

El que persevera alcanza... tal vez no alcance a la persona con la que en ese momento quisiera estar, pero seguro se encontrará con el amor, ese concepto abstracto que se vive a flor de piel y que trae consigo otros contrastes y matices como la esperanza y la frustración. Ése que se encarna en otra persona a quien se ama con todos los defectos y virtudes...

No sé, no soy ninguna experta, pero me gusta pensar que así es.

2 comentarios: