domingo, 17 de julio de 2011

Nueva estudiante de la UNAM

El 5 de junio pasado cumplí 25 años. Fue domingo. Me levanté temprano y llegué a las instalaciones de la Universidad de Chapultepec para presentar el examen de la UNAM. Después fui a comer con mi familia, vi a mi sobrina preciosa y, en la noche, abordé un avión rumbo a Costa Rica, donde festejé mi cumpleaños durante una semana.

Estudié para este examen de admisión. Aunque no todo se me olvidó, lo cierto es que han pasado siete años desde que salí de la preparatoria.

Por recomendación de mi mamá, me esforcé un poco más para contestar bien. Así, Daffne y Diana Baldwin, y Chrystopher Flores me ayudaron a estudiar Química, Biología, y Matemáticas, respectivamente. Me senté con las niñas un día, con Chrys dos: fue suficiente.

Hoy, 17 de julio de 2011, la UNAM publicó los resultados del concurso de admisión de junio. Pasé el examen. Por supuesto, en cuanto vi mi número de comprobante seguido por una A, las manos comenzaron a temblarme y las lágrimas brotaron.

Sí, después de siete años, voy a estudiar Letras Hispánicas. No es que me arrepienta de haber hecho la carrera en Comunicación. Creo que fue una buena elección.

Quiero agradecer a todas las personas que me han apoyado a lo largo del camino. No puedo pensar en un mejor momento para entrar a estudiar, a pesar de que tengo 25 años y no 18. En particular, comparto este nuevo triunfo con mi mamá, que siempre me ha apoyado. Quien ha estado al pie del cañón, para regañarme si soy soberbia y animarme si me caigo.

Así que el 7 de agosto inicia el primer ciclo escolar y, con él, comenzará también mi más apasionado sueño.

2 comentarios: